Nuevas propuestas en Sevilla

 

Javi F. Blázquez

La semana pasada leí una noticia, que a priori, me resultó un tanto impactante: Sevilla pone en alquiler su patrimonio. Esta iniciativa ha sido presentada en FITUR hace pocos días. Los noticiarios desde entonces han ido cambiando titulares convirtiéndose poco a poco en menos llamativos. Pero, ¿qué había detrás de todas estas noticias? En resumidas cuentas, el Ayuntamiento de Sevilla ofrece ciertos monumentos y espacios de interés patrimonial para la celebración de eventos a precio… desconocido.

Quiero dar mi punto de vista e intentaré ver los pros y los contras, teniendo siempre en cuenta mi formación. Comenzaré exponiendo que la web donde pueden ver todos los espacios y sus características -en concreto 13- le falta transparencia. No se han expuesto los precios aún, algo de vital relevancia para aquellos que ya quieran realizar algún evento. Intento pensar bien, aunque no soy partidario de este misticismo.

     Podría decir, dejando salir a mi lado más conservador, que es una irresponsabilidad y un escándalo lo que propone y acepta el alcalde hispalense Juan Espadas. Pero no lo pienso, creo que alguien que apuesta, en el buen sentido, por el patrimonio -sea de su ciudad, pueblo o país- es una persona que intenta poner en valor lugares no tan conocidos. Una persona que invierte en patrimonio cultural es alguien que también apuesta sobre seguro porque sabe que le será rentable. Ahora bien, con la recaudación que se vaya haciendo de ese alquiler -que calculan unos 900.000 € anuales- espero que un alto porcentaje sea dirigido a tareas de mantenimiento y conservación del patrimonio local, y sobre todo el utilizado para tales fines. De lo contrario llamaría a esta propuesta como explotación del patrimonio y dejaría de ser una buena puesta en valor del patrimonio público, convirtiéndose entonces en un mero plan capitalista.

       En todo este asunto salen beneficiosos algunos sectores: el hotelero y el hostelero. ¿No habrá encargados del mantenimiento y salvaguarda de estos lugares durante la celebración de algunas de esas actividades? Espero que sí, que la cesión de cada espacio vaya acompañado de un plan de mantenimiento que asegure el correcto uso del lugar sin peligro alguno. Con estos planes se aumentaría el empleo de más sectores, incluido el nuestro, algo de lo que estaría orgulloso cualquier alcalde -se supone-. Otra consecuencia sería el descanso de otros monumentos, como el Alcázar, que tanto han sido utilizados.

Para concluir, una cosa que me preocupa es la participación del ciudadano en todo esto, ya que hablamos de patrimonio público. No se ha contado con el voto de nadie para apoyar esta propuesta y además no prestan toda la información, como es el caso de los precios. Espero que cualquier ciudadano pueda disfrutar de este proyecto y que no solo las grandes empresas tengan ese lujo.

Deseo el buen uso de esos espacios, pero sobre todo lo que deseo es que realmente se esté dando valor al patrimonio, y no solo económico. Al final se verá la verdadera intención al igual que las consecuencias, pero no voy a poner el parche antes de que salga herida.

Javi

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s